Novedades

Manténgase informado de las últimas novedades tecnológicas del sector a través de nuestras secciones de Artículos y Novedades.

24-04-19 | INTA

La arañuela roja en los cultivos de nuestras huertas

Cómo prevenir la aparición de estos ácaros que afectan al tomate y a numerosas plantas de huertos, frutales y jardines durante el verano, pero cuyo tratamiento debe comenzar mucho antes del verano. Recetas de biopreparados hogareños para su tratamiento a bajo costo, Características, ataques, y cómo actuar.

La arañuela roja es un ácaro, no una araña. Puede confundirse porque también tejen “telaraña”. La diferencia está en que el ácaro Tetranychus urticae teje telaraña muy finita, parecida a un tul, que cubre parte o toda la planta y en la que se observan puntitos pequeños que son precisamente la arañuela roja.

La planta atacada por arañuela roja tiene la apariencia de estar cubierta por un tul en el que se visualizan unos pequeños puntos, que son precisamente los ácaros Tetranychus urticae. 

El ácaro Tetranychus urticae es fitófago, muy pequeño, la hembra mide de 0.4 a 0.6 mm, siendo el macho más pequeño.

De color blancuzco-anaranjado y verde pálido gran parte del año. Durante el verano tiene una coloración marrón verdosa, siendo las generaciones tardías de un rojo intenso. Tiene dos manchas oscuras en los laterales. 

Posee aparato bucal de tipo picador-raspador con el que causan daño a las plantas, principalmente a las capas superficiales extrayendo la clorofila y dando a las hojas un aspecto moteado.

Se caracteriza por formar colonias en las que tejen hilos de seda que pueden llegar a cubrir toda la planta.

La hembra adulta vive entre 2 y 4 semanas, durante las cuales puede poner entre 100 y 120 huevos.

El huevo de Tetranychus urticae es translúcido y parecido a una pequeña perla. 

La arañuela roja tiene un ciclo de vida corto que consta de cinco fases de desarrollo. Desde que la hembra deposita los huevos en el envés de las hojas hasta la etapa reproductiva de esta generación, tarda aproximadamente de 9 a 14 días con temperaturas de 25 °C, pudiendo acelerarse a 6 o 7 días cuando las temperaturas se incrementan a 30 °C.

La arañuela roja es afectada por temperaturas por debajo de los 12 °C y mayores a los 40 °C; alta humedad relativa y presencia de depredadores.  

Dispersión

La dispersión del ácaro Tetranychus urticae  puede efectuarse a través del hombre, con su ropa y herramientas, sin embargo, el principal factor de dispersión es el aire.

Ataques

Los ataques de la arañuela roja son muy agresivos debido a varios factores, uno de ellos es su corto ciclo de vida (9 a 14 días), una alta capacidad de reproducción (100-120 huevos por hembra) y un rápido desarrollo de resistencia a acaricidas.La arañuela roja está presente en numerosas plantas de huertos, frutales y jardines. Con frecuencia hay  individuos que están inactivos y sobreviven esperando la oportunidad para desarrollarse en gran número. Esto se da cuando el clima es cálido y seco, causando el ataque agresivo a las plantas.

Las temperaturas cálidas en condiciones de ambiente seco, son favorables para el desarrollo de la arañuela roja, Tetranychus urticae.

Inicia la infestación desde la parte media de la planta para luego ir ascendiendo hacia los brotes.

Larvas, ninfas y adultos se alimentan de la clorofila, mayormente en el envés de las hojas, destruyendo la epidermis. Si bien las lesiones individuales son muy pequeñas, el ataque de cientos de arañuelas rojas produce miles de lesiones que se manifiesta con el moteado de las hojas observable en su cara superior, lo que reduce la capacidad fotosintética de las plantas. En ataques severos, las hojas se amarillean y caen.  

Ubicación

Las colonias de arañuela roja se pueden localizar en hojas, tallos y ramas verdes y también en frutos. En ataques importantes la tela que tejen cubre toda la planta. Se ubican preferentemente en la parte media y apical, en cualquiera de sus estados evolutivos.

Las hembras hibernan en la hojarasca del suelo o bajo la corteza de árboles o arbustos. 

Prevención

-Efectuar Monitoreo continuo y minucioso, especialmente de diciembre a mayo. Observar el envés de las hojas. De ser posible ayudarse con lupa para poder visualizar los ácaros y realizar el control de ser necesario. En caso que se detecte un ataque aplicar el tratamiento de inmediato, que se repetirá según el producto y la evolución de la infestación.

-Teniendo en cuenta que el ataque se da con temperaturas altas y ambiente seco, una de las medidas preventivas es rociar con agua las plantas y el suelo, que puede realizarse con la lluvia de la manguera o con un aspersor (rociador), siempre al atardecer, cuando baja el sol. 

-Alrededor de las plantas, mantener el suelo cubierto con mantillo (pasto u otro material vegetal seco) y humedecido con agua. De esta forma se logra bajar la temperatura y elevar la humedad.

-Evitar el exceso de abono nitrogenado, que hace que la planta crezca mucho con tejidos muy tiernos que facilita el ataque de la arañuela roja.

Control

-Teniendo en cuenta que la arañuela roja forma colonias en toda la planta, especialmente en el envés de las hojas, el producto se aplica rociando toda la planta y muy especialmente en el envés de las hojas, para que sea efectiva se gira hacia arriba el pico aspersor.

Otro punto a tener en cuenta es que hiberna en el suelo y en la corteza de los árboles y arbustos, por lo que el tratamiento en invierno debe realizarse en la corteza y el suelo. Esta práctica ayuda a disminuir la población en verano. 

Productos

*En primavera -verano, aplicar en toda la planta:

-Infusión de ajenjo con jabón neutro.

-Infusión de cola de caballo con jabón neutro.

*En otoño -invierno, aplicar en corteza y suelo:

-Infusión de ortiga.

-Azufre 400g/100 lts de agua, empleando azufre formulado como polvo mojable al 80%.

-Aceites minerales de invierno, el mismo que se utiliza para cochinilla.

Repelente

Cebolla (pieles o rodajas) esparcida sobre el suelo, entre las plantas.

Apéndice

Recomendaciones generales para el uso de aceite y azufre

• Nunca mezclar aceite y azufre.

• Dejar pasar al menos tres semanas entre una aplicación de aceite y una de azufre.

• Dejar pasar al menos 30 días entre una aplicación de aceite y la siguiente.

• No aplicar aceites sobre plantas mojadas.

• No aplicar aceites cuando las temperaturas sean superiores a los 30°C, inferiores a los 5°C o durante períodos de sequía. Respetar estas restricciones especialmente durante la época de floración.

• No aplicar azufre con temperaturas superiores a los 25°C.

Biopreparados. Recetas de Ing. Agr. Alicia Gadda

-Infusión de ajenjo con jabón neutro

Picar 200 g de ajenjo y ponerlo a macerar en 2 litros de agua, durante 8 horas (de la noche a la mañana) pudiendo ser mayor el tiempo.

Diluir, en 1 litro de agua, 1 cucharada de jabón neutro (tipo La Perdiz. Evitar el blanco de lavar la ropa que contiene productos blanqueadores agresivos para las plantas).

Filtrar el ajenjo y colocarlo en un recipiente, al que se agrega el agua jabonosa.

El preparado se diluye en la siguiente proporción: 1 parte del preparado por 3 partes de agua. Colocar en una mochila aspersora o rociador.

-Infusión de cola de caballo con jabón neutro.

Picar 150 g de cola de caballo y ponerlo a macerar en 2 litros de agua, durante un mínimo de 8 horas.

En 1 litro de agua, diluir 1 cucharada de jabón neutro.

Filtrar la cola de caballo. Colocar el producto en un recipiente, con el agua jabonosa.

El preparado se diluye en la siguiente proporción: 1 parte del preparado por 3 partes de agua. Utilizar mochila aspersora o rociador. 

-Infusión de ortiga.

Picar 200 g de ortiga y ponerlo a macerar en 2 litros de agua, durante unas 8 horas.

Diluir, en 1 litro de agua, 1 cucharada de jabón neutro.

Filtrar la ortiga y colocarla en un recipiente, al que se agrega el agua jabonosa.

Dilución del preparado:  1 parte del preparado por 3 partes de agua. Colocarlo en una mochila aspersora o rociador.

Aplicación de los biopreparados

En cuanto se observa la presencia de la arañuela roja. Repetir a los 3 días y luego a los 7 días. De ser necesario se repite el tratamiento. Siempre al atardecer, cuando baja el sol.

INTA